» » Armonizacion con cuencos y como nos ayuda

Armonizacion con cuencos y como nos ayuda

augusto 30 Jul, 2014 Uncategorized No hay comentarios

Armonizacion con cuencos y como nos ayuda en el proceso de recuperación

Se puede decir que las enfermedades son la manifestación de una poca armonía en las frecuencias del cuerpo, un desequilibrio de las células y órganos, por lo cual su recuperación puede ser activada por la restauración de las frecuencias vibratorias normales del enfermo. Ya que todo es energía vibratoria a diferentes frecuencias, al alterar el ritmo de la vibración podemos cambiar la estructura de la materia. La armonizacion con Cuencos Tibetanos entrena al cerebro a moverse entre las frecuencias Alpha y Theta,  las ondas más profundas del cerebro y que nos induce a un estado de meditación y tranquilidad. Cuando se coloca directamente en el cuerpo los sonidos vibratorios se transmite a nuestra sangre, órganos, tejidos y la memoria celular a través del 80% de agua en nuestro sistema. El sonido vibratorio impacta nuestro sistema nervioso, lo cual atrae la relajación e inhibe el estrés o respuesta al dolor. Esto reduce la actividad craneal, respiración y ritmo cardiaco, creando una sincronización cardio-respiratoria, la perfecta condición para eliminar los bloqueos de energía y regresando el cuerpo al equilibrio.

Dr. Gaynor menciona en un artículo en la revista Shaman Drums que la razón por la que los  sonidos aun sean usados en culturas chamanísticas es que el sonido induce al estado de trance de conciencia que conduce a un estado de sanación plena. Los antiguos Cuencos Tibetanos son hechos de la aleación de 7 consagrados metales, que cuando son utilizados con habilidad, produce 5 tonos individuales y simultáneos. Cada uno en su propia frecuencia constante produciendo que dancen entre sí. Los materiales son recolectados, fundidos  y purificados, seleccionados, calentados y martillados en su forma y tono.  Los Mantra o cantos sagrados se entonan para infundirlos en el cuenco. Estos sonidos sincronizan con las ondas cerebrales sensibles y crea un efecto terapéutico sobre la mente y cuerpo.

Los cuencos tibetanos producen el sonido primordial del “AUM”: que es la palabra fundamental para la metamorfosis de la energía en materia. Alteran el espacio, mente y tiempo para así despertar la memoria celular, sanando la energía del cuerpo. El acto de escuchar sus matices cautivantes detiene el diálogo interno, el ‘Monkey Mind‘. El individuo se transporta a un espacio de tranquilidad y equilibrio en el cual hallamos el ‘Universo Acorde‘, el cual todos los seres humanos poseemos. El universo acorde, por así decirlo, es la sustancia primordial de la que está hecha toda nuestra realidad y de la que se originó nuestro universo. La energía de vibración de los cuencos se puede dirigir a un área específica para fines de curación, trabajan más en un nivel fundamental.

Los Cuencos Tibetanos son también maestros. Dentro llevan enseñanzas budistas como la del vacío según el cual, las cosas y los fenómenos no tienen una naturaleza fija o independiente. Cada nota de los cuencos sagrados poseen las demás notas y aquí radica su magia. Aunque posee una variedad de armónicos. El sanscrito mantra del OM es el origen fundamental de cada plato, es un sonido primordial en donde se encuentra la perfección del universo.

Nosotros los seres humanos tenemos actitudes, creencias y comportamientos que pueden sabotear nuestro potencial curativo. Como ya es sabido en la actualidad, un pensamiento positivo puede fortalecerte en todos los aspectos, para así cambiar tu vida. La armonizacion con cuencos combinada con la mente positiva ayudara a tu mejora en gran medida gracias a tu poder de auto curación.

augusto